Estilo y Vida

El uso desmedido de las pantallas en niños y adolescentes

Rosangela López Cruz
¿Quitarles los dispositivos o no quitarles los dispositivos? Esa es la cuestión… Los electrónicos son un tema controversial, sobre todo, con respecto al uso dado por los niños y adolescentes.

Lo cierto es que son herramientas que proporcionan muchos beneficios, son utilizados en muchos hogares y trabajos, y han reemplazado otros dispositivos como reloj, calculadora, etcétera.

Otra cosa cierta es que los electrónicos suelen tener un uso desmedido por niños y adolescentes, y es que son la población más vulnerable a generar dependencia a los dispositivos, pues muchas de las actividades que se pueden realizar en ellos (videojuegos, redes sociales) activan el sistema de recompensa del cerebro, haciendo que quieran utilizar más.

En caso de no proponer límites sanos, se puede estar ante consecuencias que no solo les afectará a ellos, sino a todas las personas involucradas en su vida.

Señales de alerta

Entre las señales más comunes que deberían generar una alerta, encontramos: descuidar actividades que solían ser de interés, aislamiento social, descuido de los deberes escolares y del hogar, irritabilidad, sobre todo, ante intentos de alguna figura de autoridad para controlar el uso de los dispositivos, etcétera.

Para padres, suelen estar llenos de impotencia aquellos intentos dirigidos a reducir el uso de los artefactos electrónicos, llegando al punto de quedarse sin alternativas. Entonces, la solución ¿cuál es? ¿Abolir totalmente su uso?

Pues, no. Aunque pareciera la alternativa más lógica, esto pudiera llevar a comportamientos y situaciones arduas de manejar. En cambio, podemos:


– Limitar el uso en vez de suspenderlo totalmente. Podemos lograr esto pactando horas y condiciones de uso. Como, por ejemplo: solo utilizarlos luego de los deberes y después de alguna hora específica

– Motivarlos a relacionarse con otras personas, mediante reuniones con sus amigos en casa, noches familiares de juegos de mesa, hacer voluntariados, etcétera

– Promover la realización de otras actividades. Más que saturarlos de actividades extracurriculares para alejarlos del uso de electrónicos, se trata de que tengan la oportunidad de explorar otros intereses

– Fomentar la comunicación y el diálogo familiar.

Acompañamiento

Es importante que estés acompañado de un profesional de la salud mental para garantizar un proceso adecuado y eficaz. La clave está en promover un uso sano y responsable de los dispositivos electrónicos mediante la educación, límites y monitoreo, en vez de suprimir totalmente su uso. 

__________

La autora es psicóloga del Grupo Profesional

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba