Deportes

El Salón Fama Petromacorisano admite nuevos miembros

SAN PEDRO DE MACORIS. – En un acto caracterizado por la sencillez y emotividad de los exaltados, el Salón de la Fama Petromacorisano instaló este domingo a siete nuevos ciudadanos que pasaron a formar parte de la eternidad deportiva de esta ciudad.

Con protagonistas que integran una diversidad de disciplinas en las que sobresalieron el atletismo y el béisbol, el Salón de la Fama convirtió en inmortales a los ex peloteros Miguel Batista y Luis -Chichí- Polanco (amateur), la saltadora triple y largo Elisa Pérez y a la velocista Santa Medina,  al ex jugador de la NBA Alfred -Tito- Horford, Roberto Reyes, en levantamiento de pesas y Juan Eric Yermenos (fallecido), exaltado como propulsor.

Los nuevos exaltados de la Clase Inmortal 2023 fueron instalados durante un llamativo ceremonial realizado en el auditorio Don Francisco Comarazamy, de la Alcaldía Municipal, encabezado por el Presidente de Honor, doctor Víctor Moreno; el presidente del Salón de la Fama, Reymundo Gantier; el senador provincial Franklin Peña, Felipe Payano, ex ministro de Deportes; general Orison Olivence Minaya, director regional Sur de la Policía Nacional; doctor Dionisio Guzmán, presidente del Comité Permanente del Pabellón de la Fama y el miembro de esa institución, Marcos Jiménez, entre otros.

Con los exaltados este domingo ahora suman 105 los deportistas inmortalizados en las primeras 13 ediciones del Salón de la Fama, destacó su presidente Reymundo Gantier.

El Ceremonial fue dedicado al magistrado José Manuel Méndez Castro, a quien los miembros del Salón de la Fama le tributaron un merecido reconocimiento. Fue conducido, como Presidente de Honor, por el oncólogo Víctor Moreno.

Los actuantes del evento fueron los atletas Florquidia Puello, Mariolis Peredes, Ezequiel Germán y Esmerlin Castro, quienes desfilaron con las banderas Nacional y del Salón de la Fama.

El atleta de tiro al plato Eduardo Lorenzo y la doctora Karina González portaron el machete y el laurel, respectivamente.

Karina Payano Martínez interpretó el Himno Nacional y Monseñor Santiago Rodríguez hizo la invocación al Todopoderoso.

También actuaron los miembros del Salón de la Fama, Joaquín Albizu, José Manuel Glass Gutiérrez, Calazan Omar Cepeda, Miguel Ángel Reyes y Euclides Javier, responsables de dirigir el ritual de banderas y símbolos, bienvenida oficial, dedicatoria del Ceremonial, congratulaciones y brindis por los nuevos inmortales.

El periodista Ismael Alvis Matos leyó el mensaje de prensa y Reymundo Gantier entregó al comunicador Luis Manuel Aguiló, el mallete que deberá conservar, como Presidente de Honor designado, para el Ceremonial del 2024.
Finalmente, hubo una presentación artística del merenguero Koki Acosta.

El Ceremonial del Salón de la Fama tiene el respaldo de la Gobernación Provincial y la Alcaldía Municipal, Hipermercados Iberia, Central Romana, Indotel, Sisalril, Ministerio de la Mujer, SeNaSa, Banco Popular, Ferquido, Ege Haina, Consorcio Azucarero CAEI y César Iglesisas.

Además, tuvo el apoyo de Gonzauto, Almacenes Zaglul, Consorcio C.O.C (Radio Dial, Sultana F.M. y Estero 98), Agua Larimar, Consorcio Empresarial Chichí, La Colonial de Seguros, Cemex, Xtremo Chanel, Audio Visuales Vásquez, Inefi, Dirección General de Aduanas, Ministerio de Industria y Comercio e Inapa, entre otras empresas.

Citas de los exaltados

Santa Medina definió la ocasión como un día grande en su vida.

“Gracias por elegirme a la inmortalidad en mi provincia natal. Estoy orgullosa de mí, pero sobre todo, de mi fallecida madre, Ofelia Medina, una fanática del atletismo que se esforzó como nadie para llevarme al nivel que conseguí como atleta”.

Robert Reyes

satisfecho, a mi familia por apoyo incondicional para el apoyo del deporte.
Era justo, me lo merecía y me comprometo a seguir aportando al deporte desde mi condición de entrenador.

Elisa Pérez

Elisa Pérez agradeció a Dios y a sus padres por la oportunidad que brindó durante su trayectoria.

Tuvo igual sentimiento hacia los entrenadores que desde niña la forjaron como atleta y ciudadana, en particular al también inmortal del deporte local Luciano Alvarez.

Dijo que su elección y hoy exaltación es fruto del trabajo tesonero desde que pisó una pista de atletismo, hasta el día de su retiro.

Eric Yermenos (fallecido).

Juan Eric recibió la entronización de su padre, fallecido a finales del 2022, a la edad de 76 años.

“En nombre de nuestra familia y en la memoria de mi padre queremos agradecer y valorar esta exaltación, que nos confirma el legado que dejó mi papá dentro del deporte petromacorisano y en toda la región Este”.

Juan Eric expresó que “nuestro padre vivió para servir a los demás, amaba el deporte, asumió con carácter, entrega y responsabilidad todas los compromisos asumidos, puso todo su esfuerzo y empeño donde quiera que trabajó”.

Agregó: “Como esposo y padre, fue un ser humano ejemplar, generoso, , bueno, bondadoso, amigable y por eso seguirá siendo un ejemplo a seguir por la familia”.

Luis Polanco de la Cruz

Para Chichí Polanco, uno de los más locuaces de todos los exaltados, la elección es un reconocimiento a su trayectoria deportiva.

Sin embargo, al iniciar sus palabras dijo: “Pararse aquí es más difícil que enfrentar una situación de bases llenas dos outs, pero Dios nos da la fortaleza para salir adelante”.

El ex lanzador amateur y miembro de la selección nacional valoró la colaboración que tuvo en su época de atleta, así como de su familia. “Si vuelvo a nacer, le agradecería a Dios que me de los mismos hermanos, la misma esposa, los mismos hijos y por consiguiente, los mismos amigos dentro y fuera del deporte”.

Miguel Batista

Es un hijo adoptivo que de niño llegó a San Pedro de Macorís, de la mano de su hermano y su madre Dominga Jerez, quien fue su edecán.

“Aunque no nací aquí, siento que soy originario de esta ciudad porque aquí comencé a hacer deporte y a conseguir mi identidad en el deporte profesional, inspirado por héroes que hoy están siendo inmortalizados junto a mí”, dijo en referencia a Tito Horford.

Batista recordó que también practicó gimnasia y baloncesto, disciplina en la que dijo tuvo como mentor a Felipe Payano.

“Llegué en 1975. Dios hace cosas grandes, porque hoy regreso a recibir una enorme distinción en compañía de mi adorada madre y ocurre que Tito, mi héroe en mi niñez, también es inmortalizado en esta fecha”, concluyó Batista.

Tito Horford

El ceremonial culminó con la exaltación del gigante Tito Horford, nativo de La Romana, pero residente en San Pedro desde los dos años de edad.

“Agradezco a los inmortales electos conmigo, lo me hace estar contento y honrado de ser parte de este evento tan especial. Me crié en Santa Fe y siempre pertenecí y representé a esta provincia”.

“Me siento honrado y estoy bien contento por mí y por ustedes. Siempre estuve honrado de representar a mi país y a mi provincia”, dijo el hombre agradecido por su edecán Néstor Julio Alcalá, su principal entrenador en su adolescencia.

Tito reveló que su pasión era el béisbol, deporte que practicó bajo las orientaciones del entrenador Germán Martínez, presente en el auditorio, y a quien agradeció por el esfuerzo que hizo. “Soñaba con ser pelotero, pero por mi estatura, el deporte no me ayudaba, pues con mis 6 ‘9 de estatura, para esa época no aparecía calzado que me sirviera”.

Ante esa disyuntiva y por su enorme estatura, Horford expresó que fue Felipe Payano quien lo motivó a jugar baloncesto.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba